Las ecuaciones pueden activar mecanismos neurológicos que nos hacen percibir la belleza.

¿Qué dice la noticia?

Las ecuaciones pueden activar mecanismos neurológicos que nos hacen percibir la belleza.

¿Cómo lo supieron?                                                                                                                                                           Primero, se le pidió a 16 matemáticos que ordenaran 60 ecuaciones de «más linda» a «más fea». 2 semanas después se les pidió que repitieran el procedimiento utilizando un dispositivo que permite medir la actividad en cada zona del cerebro.En ambos casos, la mayoría concordaron en su apreciación. Cuanto más hermosa le resultaba la ecuación al matemático, mayor actividad se registraba en una zona llamada área A1 de la corteza orbitofrontal media.
El estudio se repitió con participantes no matemáticos, que mostraron una respuesta mucho menor. Sólo algunos manifestaron poder apreciar belleza en la ecuaciones a pesar de no entenderlas, debido a sus cualidades simétricas, su forma u otros rasgos estéticos.
La corteza orbitofrontal está asociada a las emociones, y estudios recientes demuestran que en particular el área A1 está ligada a las respuestas emocionales respecto a la belleza visual y musical. Con este experimento, los investigadores buscaron extender este hallazgo a la belleza matemática, que está mucho más arraigada en la intelectualidad.

¿En qué avanza el estudio?
Los investigadores supusieron que, mientras que sin conocimientos sobre música o arte puede apreciarse una obra, sólo aquellos que comprenden el significado del lenguaje matemático lo encontrarían bello.
Entender qué es la belleza más allá de qué hace bella a una cosa no es tarea sencilla. En varios casos, la belleza no es sólo algo placentero que trae alegría, de hecho algunas cosas tristes pueden resultar hermosas también.
Para algunos, que existan mecanismos fisiológicos comunes en el complejo sistema que permite apreciar la belleza es una contribución valiosa, pero sin embargo arroja poca luz, si es que arroja alguna, sobre qué constituye la belleza.
El equipo admite que la belleza no tiene una definición exacta, sin embargo espera que el estudio ayude a tener un mejor entendimiento del concepto. Buscan entender cuáles son los mecanismos neurológicos que nos permiten experimentar la belleza y responder la pregunta que sigue a este estudio: por qué esa ecuación es hermosa?

¿Para qué sirve?
Al investigar la belleza matemática, el equipo busca encontrar relaciones entre el rol de la cultura y el aprendizaje y la percepción de belleza.

https://www.scientificamerican.com/article/equations-are-art-inside-a-mathematicians-brain/